​El presidente de Rumanía Klaus Iohannis anunció este viernes en Bruselas que su país retirará su rechazo contra el acuerdo de libre comecio con Canadá tras sellar un acuerdo sobre el levantamiento de la obligatoriedad de los visados a los ciudadanos rumanos a partir del próximo año.

Klaus Iohannis, la Consiliul European (foto arhiva)Foto: Captura Facebook

“Hemos llegado a un acuerdo con la parte canadiense, un acuerdo razonable. Estamos en situación de retirar la reserva declarada ante la CETA. Rumanía no tiene más objeciones ante el acuerdo comercial con Canadá”, señaló Iohannis en la capital europea en declaraciones recogidas por la agencia de prensa Mediafax.

Según el compromiso entre ambos estados, los rumanos que ya hayan viajado a Canadá no necesitarán visado a partir del 1 de mayo de 2017, mientras que se eliminará definitivamente este trámite desde el 1 de diciembre del mismo año.

Sin embargo, Otawa podría revisar el cuerdo si el número de inmigrantes ilegal es considerable durante los primeros tres años desde el levantamiento del visado.

El jefe del Estado rumano aseguró que su país vecino Bulgaria también alcanzó un acuerdo similar.