Las carreras de Medicina y Farmacia en la universidad pública de Bucarest han registrado una dura competencia para matricularse este año, publica Romania libera. Hay 10 candidatos por cada plaza de acceso a estomatología y 5 por cada una para medicina general.

El diario explica que"el gran entusiasmo que suscita Medicina, la intención de someterse a un examen tan difícil [...] puede resulta paradójico si se valora el salario de un médico en Rumanía [de entre 300 y 400 euros mensuales]. Pero las facultades rumanas preparan graduados para la Unión Europea, para Reino Unido, Francia y los países nórdicos."

Desde que el país entró en la UE, en 2007, han emigrado ya 14.000 médicos especialistas, mientras el Estado invierte 3.500 millones de euros al año en formarlos, apunta el diario.