Varias redes criminales interconectadas que presuntamente falsificaban tarjetas de crédito, sobre todo en Alemania, Reino Unido y España, y que llegaron a desfalcar 2 millones de euros, fueron desmanteladas este jueves, anunció la brigada de crimen organizado del país balcánico (DIICOT) en un comunicado de prensa.

Estos grupos criminales habían fabricado unas máquinas que copiaban los datos de las tarjetas de crédito en el momento en el que se utilizaban en los cajeros o en los aparatos de pago en España, Ecuador, Colombia, Portugal, Alemania, Reino Unido, Francia y Austria, prosiguió la nota. Más tarde, los miembros de estas bandas clonaban las tarjetas con los datos obtenidos.

“Se retiraban grandes cantidades de dinero” con estas tarjetas clonadas “en la República Dominicana, Estados Unidos, Japón, Jordania y Nepal”, subrayó DIICOT. Sin especificar el número de redes desmanteladas, la brigada policial reveló que estaban formadas por más de 100 miembros, de los que unos 70 pasarían a ser interrogados a lo largo del día de hoy.

Durante la mañana, las autoridades desarrollaron 85 redadas en Bucarest y en otras 16 localidades del país. Al mismo tiempo, se están llevando a cabo otros registros en Alemania, Reino Unido, Estados Unidos y la República Dominicana. La brigada de crimen organizado colaboró con la Agencia Europea de Cooperación Judicial (Eurojust) y la Oficina de Policía Europea (Europol), así como con las autoridades españolas, alemanas, británicas, suizas y portuguesas.