El primer ministro de Rumania, Victor Ponta, ha asumido este viernes la cartera de Finanzas por un periodo de cinco días tras la dimisión del anterior ministro, que fue investigado por un escándalo de corrupción.

Victor Ponta Foto: Facebook/ Victor Ponta

"Tomo la responsabilidad de forma interina del Ministerio de Finanzas hasta el próximo 25 de marzo", ha asegurado Ponta en una publicación en su perfil en la red social Twitter. "Tras la aprobación de la reforma fiscal, propondré ante el presidente a un nuevo ministro", ha añadido el líder del Ejecutivo rumano.

La decisión del primer ministro de asumir las competencias de Finanzas es una movimiento para asegurar la aprobación de un recorte fiscal para el periodo 2016-2019.

El ambicioso plan de recorte fiscal ha sido duramente criticado por los opositores a Ponta, ya que entienden que es inviable. Por su parte, el primer ministro rumano ha defendido que sus planes no se desestimarán pese a los casos de corrupción que están salpicando al Gobierno rumano, de corte socialdemócrata.